28 octubre 2010

Mecánicas: Dominion

Hace sólo dos años que el diseñador Donald X. Vaccarino -el tío de la foto- se sacó de la manga una mecánica de esas que cuando la pruebas dices: ¿cómo no se le ocurrió a nadie antes?. La idea es de lo más simple, como casi todas las buenas ideas, en lugar de jugar con un mazo de cartas que construyes antes de la partida ¿porqué no construir un mazo a lo largo de la partida e ir jugando con él?. Genial ¿no?. Esta es de las mecánicas más elegantes que he podido disfrutar en un juego y aunque Dominion -como todo juego- tiene detractores, creo que hemos de reconocer la belleza del descubrimiento de Vaccarino y las posibilidades que ha abierto para futuros diseños.

La base de la mecánica "dominion" es ir construyendo un mazo propio con el que jugar turno tras turno utilizando  para ello unas cartas comunes a todos los jugadores. De esta manera la finalidad de cada turno es, entre otras cosas, mejorar tu mazo para que en el turno siguiente este mejore la estrategia con la que hayas decidido afrontar la partida. Así, aunque el objetivo de la mayoría de estos juegos es conseguir al final el mayor número de puntos de victoria, el verdadero quebradero de cabeza es como hacerte un mazo con el que conseguirlos antes que tus oponentes.

Uno de los problemas de este tipo de juegos y base para las mayores críticas de sus detractores es el "autismo" que pueden generar sus partidas debido a que, como tu objetivo es montar tu propio mazo -algo bastante individual- la interacción entre jugadores es muy limitada. Dominion palia este problema  haciendo que muchas de las cartas afecten a varios jugadores, pero es cierto que si esas cartas no están en mesa la sensación de jugar solo es casi total. Otros juegos que comparten mecánica con Dominion han decidido no incluir demasiados efectos de interacción -Thunderstone básico por ejemplo- y pueden dar la sensación de ser, como se suele decir, "solitarios multijugador".

Otro punto en el que se basan muchos para criticar los juegos "dominion" -aunque para mi es más una virtud- es que las editoriales lo tienen muy fácil para publicar expansiones que hagan crecer el juego indefinidamente convirtiéndolo casi en un juego de cartas coleccionables. La principal diferencia -y eso lo digo desde la experiencia de muchos años jugando a Magic- es que en este caso no hay un desequilibrio entre quien más compra y quien menos, dado que las cartas son comunes a todos los jugadores con lo que si no quieres expansiones simplemente no las compras y listo. Pero los que quieren explorar nuevos caminos en el juego por haberlo jugado mucho al menos tienen la oportunidad de hacerlo, y eso para mi es bueno. 

Dominion y Vaccarino han sido inspiradores de toda una serie de juegos que utilizan la misma mecánica con más o menos acierto, cambios y diferentes temáticas. De ellos el que más repercusión ha tenido es Thunderstone -editado en España por Edge- que supera a Dominion artísticamente y en integración temática-mecánica, pero para mi es inferior tanto en interacción entre jugadores como en elecciones y combinaciones entre cartas a lo largo de la partida. Ascension: Chronicle of the Godslayer -no editado en España- ha recibido muy buenas críticas desde su lanzamiento y ha sido creado por un grupo de ex-jugadores de Magic, lo que se nota muchísimo en su enfoque artístico. Por último nombrar Heroes of Graxia como otro que se ha subido al carro de los juegos de creación de mazos y que sincertamente no me ha generado demasiado interés.

Esta influencia  de Dominion está extendiéndose y puede aparecer en juegos que no sabemos hasta que punto han sido inspirados por él, pero con algunas mecánicas que se le parecen. Como muestra, en la última feria de Essen, nuestro diseñador de pelo verde, Friedemann Friese, presentó Fünstenfeld del que todavía se muy poco -pero le sigo la pista- y me recordó a Dominion en alguna de sus mecánicas de control del mazo y de la mano. 
También en Essen Martin Wallace, un diseñador de juegos "pesados" -Brass,  Steam, etc- ha presentado lo que parece su particular tributo a Dominion -y después de leer las reglas yo diría que también a Race for the Galaxy-  llamado London, un juego mucho más complejo que Dominion y con algunas mecánicas, como la de encadenar acciones que parece beber directamente de este.

Lo que está claro es que Vaccarino abrió una puerta que ahora aprovecharán otros diseñadores como entrada a un mundo inexplorado de mecánicas variantes de la original y en el que los más beneficiados creo que seremos los jugadores disfrutando de sus creaciones. A mi modo de ver Dominion es el precursor de los juegos de construcción de mazos, y dentro de unos años veremos su mecánica tan normal y añeja como la de colocación de trabajadores, que la dejaremos para otro día.

2 comentarios:

Neiban dijo...

Hay que reconocer que es muy bueno el Dominion. Y ojo, lo dice alguien a quien el juego le gusta con un aprobado raspado. El "autismo" del juego, no me convence. Además, jugué a las Magic muchos años y salí asqueado de ellas. Cuando me encontré con el Dominion me las recordó lo suficiente para que no lo mirase con buenos ojitos.

En definitiva, es de esos juegos que si propone alguien jugarlo no diré que no, pero si puedo evitarlo, lo haré.

.marc dijo...

No he jugado a Magic (es una asignatura pendiente :P), pero estoy super satisfecho con el Dominion (el mejor juego que tengo):
- Partidas siempre distintas (escogemos las cartas de reino al azar)
- Incluso repitiendo una misma selección de cartas de reino, puedes optar por distintas estrategias.
- Ciertamente está sujeto al azar de cuando aparecen las cartas que compras, pero con algo de experiencia, aprendes a minimizar este echo.
- Expansiones temáticas: las nuevas expansiones incluyen 'alteraciones' en el modo de juego, que aportan algo más.
- El juego, cuando tienes práctica, es rápido rápido.

El único contra: que la caja no está lo suficientemente bien preparada para albergar las cartas enfundadas. Y el problema se agranda si adquieres alguna expansión, al tener que usar dos cajas (de considerable tamaño). Tienes que recurrir al bricolage para hacerte separadores para meterlo todo en una sola caja.

Publicar un comentario