25 abril 2011

Mi Primera Vez con...Vinhos


Mi tío Marcelino se gana la vida haciendo vino. Cultiva las uvas, las recoge, las prepara y sigue todo el proceso estándar para producir distintos vinos de autor (que son los que se consiguen mezclando distintas variedades palatales de uva como la Moscatel, Graciano, Shiraz, Cabernet Sauvignon, Merlot, Pinot Noir, Tempranillo, etc.). Todo lo que sé de vino se lo debo a él. Esas catas a ciegas, donde cada vino misterioso va en una copa de forma distinta y hay que hacerle la cata y puntuar los vinos y ver al final quién era quién (y cuánto valía cada vino…). No es de extrañar que en cuanto supe de este juego, seguí muy de cerca el testeo.


Pese a que tuvieron problemas de manufactura y los juegos no estuvieron a tiempo para Essen, mi reserva me llegó a tiempo para poder jugarlo el día de mi cumpleaños. La casualidad hizo que el anfitrión de mi fiesta de cumpleaños (la hicimos en casa de un amigo del club de juegos que tiene una casa grande) también tuviera una copia de Vinhos y todos, los ocho que éramos, jugamos a la vez en la misma mesa.

Explicar las reglas de Vinhos a un jugador casual es lo más cercano al concepto de infierno que te puedas imaginar. Nosotros éramos todos jugones y tardamos una hora, quizás más, en explicar las reglas y aún así tuvimos problemas e hicimos cosas mal durante nuestra primera partida. Pese a todo, el juego nos gustó a todos, pero acabamos exhaustos. La segunda partida que jugamos, hace un par de semanas, fue como la seda. Es increíble lo distinta que fue la partida una vez que ya sabíamos jugar. No tuvimos dudas sobre lo que hacer y la partida duró muchísimo menos. Nuestra primera partida duró 4 horas incluyendo la explicación de las reglas. La segunda partida duró unas dos horas y media, con una parada técnica a mitad (estábamos en un pub) incluida y uno de nosotros tomándose más tiempo del que el resto querría. Yo estoy seguro de que se puede jugar en dos horas si no tenemos lentorros.


¿Por qué explicar las reglas de Vinhos es la muerte en vida?

Vinhos es un juego de complejidad media-alta (fijaos que ni siquiera digo alta, porque una vez sabes jugar, todo tiene sentido y no hay que memorizar excepciones ni reglitas como otros juegos más complejos). El gran problema de explicar Vinhos es que tiene unos conceptos muy similares con nombres demasiado parecidos. Pongamos un ejemplo clásico: los modificadores para mejorar la calidad del vino los hay de tres tipos: cuando se produce, cuando se vende o exporta y cuando se presenta a la feria. Cada uno tiene su símbolo propio y se agradecería un player aid, una ayuda de jugador donde te explicaran qué significa cada símbolo, al menos al principio.
Otro problema es que se pueden hacer muchas cosas en Vinhos, ya que hay 9 acciones distintas entre las que escoger y sólo se hacen 2 por año(turno) y sólo hay 6 años(turnos) en el juego. Es decir, en cada partida de Vinhos sólo vas a decidir 12 acciones en toda la partida de entre una gran selección de ellas. Para más inri, cada experto en vino (que no enólogo, ni manager de vinos, ¿veis las confusiones?) te permite hacer un montón de acciones extra que pueden ser distintas de las 9 estándar y los manager de vinos tienen asociadas un chorro de acciones distintas también. En resumen, el pobre novato tiene que sufrir una avalancha de información y decidir luego sólo 12 de entre toneladas de opciones.

¿Pero, cómo es un turno en Vinhos, qué es lo que pasa?

Al principio del juego, todo el mundo compra un viñedo en una de las ocho provincias o regiones de Portugal y de forma excepcional, automáticamente produce un vino de la calidad y tipo (tinto, blanco, oporto) que indique el viñedo. Además el tiempo meteorológico del primer turno es siempre neutral (porque el tiempo variará y con él la producción de vinos, si un año es muy malo, afectará tremendamente a la cosecha).
Ahora es cuando empieza el juego de verdad. Se descubre el tiempo que hará de verdad en este primer turno, se sortea el orden de juego y el primer jugador elige una de las 8 acciones restantes (se empieza en el centro de una matriz 3x3 y no se puede realizar la acción donde se empieza en cada turno, siempre hay que moverse a otra casilla). En la matriz hay una ficha de recaudador de impuestos que va moviendo de casilla cada año y que hace esa casilla 1000 bagos más cara que el resto. Así pues, si quieres comprar más viñedos en el primer turno, tendrás que pagar al recaudador 1000 bagos. Lo interesante es que si el segundo jugador también quiere comprar viñedos, tendrá que pagarle 1000 bagos al recaudador y otros 1000 al jugador que ya está ahí. Si un tercer jugador quisiera comprar viñedos tendría que pagar a cada uno 1000 bagos, por lo que como veis, se hace todo muy caro.

Otras opciones serían comprar una bodega (los viñedos sólo permiten producir 2 vinos y el resto se tira a la basura) con la que envejecer nuestros vinos, haciéndolos más valiosos (aumentan el bonus del vino cuando se vende o exporta) y además nos permite almacenar hasta 5 vinos en vez de los 2 por defecto; o bien montar una fábrica, la cual incrementa en 1 la calidad del vino cuando se produce y la posibilidad de contratar a un enólogo; contratar enólogos, a los que hay que pagar 1000 bagos cada año(turno) y te añaden 2 puntos de calidad al producir vino; vender el vino en tres locales distintos; exportar vino bueno al extranjero; adquirir expertos de vino (distintos de los enólogos) que nos darán acciones especiales o ventajas y que sirven por sí mismos o durante la feria; ir al banco para invertir el dinero o recolectar las inversiones y la nota de prensa, que es cuando se presenta un vino a la feria.

Adicionalmente están los managers de la feria, cada uno de ellos quiere cada año algo distinto: A siempre quiere blanco o tinto, unas veces será blanco y otras tinto, B siempre quiere un vino de una calidad mínima y C prefiere vinos de 4 regiones distintas cada vez. Aquí está el meollo del juego, ya que se puede sobornar a estos managers con vino que te sobre (normalmente el vino más malo que tengas, el bueno lo quieres vender, exportar o presentar a la feria) y esto te permitirá colocar unos barriles de tu color en alguna de sus filas de opciones. Cada una de estas filas tiene varias acciones especiales que son adicionales a las 12 normales. Lo que hay que entender es que para colocar barriles hay que satisfacer los caprichos de los managers adecuados y gastar vino (uno por barril) y luego para usar una de las opciones específicas hay que gastar de nuevo otro vino (esta vez un vino cualquiera, el más malo que tengamos), así que es importante poder producir cuanto más vino mejor, ya que producir vino es gratis y automático cada año.


En Vinhos habrá 3 ferias, en el tercer, quinto y sexto años. La feria es un tanto especial de entender. Básicamente se presenta un vino usando la nota de prensa o de forma gratuita cuando llega la feria. La calidad del vino presentado no sirve para casi nada, sólo sirve para aumentar el número de expertos de vino que vayamos a usar durante la misma feria. Como veis no hace falta guardar tu mejor vino para la feria (de hecho yo recomiendo exportar tus mejores vinos, ya que dan muchos puntos de victoria) sino simplemente seleccionar un vino que sea lo suficientemente bueno como para permitirte usar tus expertos. Si no vas a usar expertos, presenta el vino más malo que tengas.

Cuando se presenta un vino a la feria, hay que seleccionar una de 6 opciones. Cada opción está compuesta por una pareja de aspectos del vino (apariencia, aroma, gusto y cantidad de alcohol). Cada aspecto va incrementando en valor dependiendo de lo que diga la loseta de tiempo meteorológico y ciertos expertos también los incrementan. De esta manera cada jugador cuenta los puntos según qué opción haya elegido, por ejemplo aroma y contenido de alcohol y moverá tantos puntos de feria (cuidado, no puntos de victoria, sino puntos en la feria). Ahora es cuando se usan simultáneamente los expertos de vino. Cada experto que juegues del color (aspecto) de tu par, te permite puntuar tantos puntos de feria como dicho aspecto, por ejemplo, si tenemos 3 expertos de nivel de alcohol y 1 experto de aroma y los jugamos todos, nos permitirá puntuar 3 veces el valor del nivel de alcohol y 1 vez el aroma. Los tres primeros puestos en la feria se llevarán oro, plata y bronce (con más puntos de victoria para oro y menos para plata y bronce) y el último jugador, el cuarto, se lleva un experto de vino gratis y punto.

Conclusión: Vinhos es un juego con muchas opciones, con muchos caminos a la victoria, donde la feria es importante pero no imprescindible y donde alguien que vaya último puede siempre recuperarse e incluso ganar si invierte o toma las decisiones adecuadas. El juego, una vez se aprende, se juega fluidamente en unas dos horas o dos horas y media y te deja esa sensación de querer probar otras opciones y querer jugar de nuevo. Se está en tensión durante todo el juego, ya que lo hagan tus oponentes influirá en tus decisiones directa e indirectamente, pero siempre dejándote opción para buscarte la vida.

Me gusta y puede gustarte: juegazo, intenso, múltiples caminos a la victoria, conflicto directo e indirecto pero dejando opciones alternativas para que no haya jugadores descolgados. Rejugabilidad casi infinita, cada partida es distinta. Se disfruta ya desde la segunda partida en adelante, no hay que jugar más que una partida mala.

No me gusta o puede no gustarte: aprender las reglas o explicarlas es un infierno y requiere de fuerza mental y una hora entera de asimilar conceptos. Probablemente tu primera partida sea un poco chunga pero la segunda y sucesivas serán buenísimas. Casi mejor convencer a otros tres jugones y jugar los mismos cuatro una y otra vez.

Todas las imágenes han sido tomadas de la BGG y los derechos pertenecen a sus autores.


7 comentarios:

- A.J. El Cuarto Oscuro. La Sociedad Oculta dijo...

Gracias por la reseña!!

Llevo tiempo siguiendo a este juego, a ver si consigo vendérselo a mis jugadores...

Un saludo!!

Lethan dijo...

Como mola la última foto!

Yo espero que alguien del grupo jugón se lo compre en breve, así que la reseña me ha venido de perlas; gracias!

Un saludo!

Jansy dijo...

Buen juego!

Creo que habéis cometido un pequeño error, o bien yo lo tengo mal entendido. Se trata del tiempo del primer año. Dices que se descubre el tiempo en el primer turno, y creo que durante todo el primer turno se utiliza el tiempo neutro, el 0.

A ver si entre todos lo aclaramos... :)

Cartesius dijo...

Hola Maskleto!

Una reseña muy chula, coincido con tus impresiones. Es un juego que me enamoró porque era acabar y querer jugar otra para probar otras cosas y mejorar las acciones :) Y efectivamente las reglas son un poco infierno al principio, son muchos pequeños detalles.

De momento Vinhos es mi juego preferido del 2010 aunque admito que las críticas que ha recibido por la supuesta ventaja de ser el jugador inicial me ha hecho dudar un poco (ver las reseñas de la BGG).

Yo no lo he jugado mucho pero sí tengo la sensación de que el diseñador lo ha probado muchísimo y eso siempre se agradece.

Y coincido con Lethan: una foto muy chula la última :)

Un abrazo!

Cartesius dijo...

Sí, el 1º año el tiempo es 0. Hay una variante que es empezar al azar aunque el efecto de salir con un -1 / -2 puede ser muy chungo jeje

Maskleto dijo...

Gracias por los comentarios pero tenemos que agradecer esta fantástica reseña a nuestro colaborador de lujo Sprocket, que es quien la firma. Yo todavía no he podido catar este juego y no por falta de ganas. Así que todos los halagos -y las quejas xDD- para él.

A ver si Sprocket puede decirnos también algo sobre el clima inicial y la supuesta ventaja del jugador que empieza.

Sprocket dijo...

Mea culpa.
La verdad es que dije lo del clima inicial de cabeza y está claro que metí la pata. Probablemente lo jugamos bien en nuestra partida, ya que uno de los jugadores es la máquina de las reglas, se las sabe todas.

Que te salga un -2 en el segundo turno como a nosotros, seguido de un -1 en el tercer turno, nos fastidió muchísimo a todos, o mejor dicho, a casi todos, ya que si empiezas con Oporto, puedes producir Oporto, que te da un bonificador +3, pero casi que fastidia a todo el mundo por igual.

Me alegro de que os guste la reseña. Yo quiero que siga saliendo a mesa, es un juegazo.

Publicar un comentario